Cocina con ESTIMULO y DIVERSIDAD

Pequeño rinconcito donde encontrarás recetas; poder nutritivo, digestión, diversidad y estimulo son los 4 ingredientes principales. También encontraremos enlaces con temas de salud.

Porridge de trigo sarraceno con plátano, aceite de coco, cúrcuma y nueces.

Ingredientes para 2 raciones

-50gr de Trigo sarraceno en grano.

-2 Plátanos.

-6 Nueces.

Aceite de coco virgen/virgen extra.

-1 Vaso de leche de almendras.

-2 Onzas de chocolate negro del 70% mínimo.

Semillas de sésamo, Cúrcuma, una pizca de Pimienta negra, Canela en polvo y una pizca de Sal marina o del himalaya.

Herramientas

-1 Cazo (recomendable de hierro, cerámica, acero inoxidable o titanio ya que son libres de tóxicos a la hora de cocinar con ellos).

Peso digital.

-2 tazones.

Cuchillo // 2 cucharas.

Precio medio de los ingredientes

Trigo sarraceno eco (biográ) en grano->50gr = 0.30€ // Plátanos-> 2 unidades = 0.30€ // Nueces->6 unidades = 0,60€ // Resto de los ingredientes ->0,50€.

Casi todos los alimentos son de origen ecológico, de proximidad o salvajes. El precio se puede abaratar más o en cambio encarecer según calidades y en donde se compren los productos.

Precio total= 1.70€ las dos raciones.

Elaboración

  1. Poner en remojo la noche de antes el trigo sarraceno en grano, cubriendo completamente en agua con el grano dentro de un bol.
  2. Pelar y trocear los plátanos en rodajas.
  3. Poner el cazo al fuego medio y echar las rodajas de plátano con un poco de aceite de coco.
  4. Añadir al bol el vaso de leche de almendras y el grano.
  5. Llevar a ebullición y añadir; la cúrcuma, la canela, la pimienta negra (para que el principio activo de la curcumina sea más asimilable por el organismo), las onzas de chocolate y la sal.
  6. Retirar y triturar.
  7. Pelar las nueces.
  8. Poner el porridge en dos boles y echar encima las nueces, el sésamo y una cucharadita de aceite de coco virgen extra.

El trigo sarraceno es un grano parecido a un cereal, pero tiene más valor nutricional que cualquiera de ellos. Es uno de los granos más ricos en Hidratos de Carbono complejos que existe en la naturaleza con más de un 70 % en almidón conteniendo fibra soluble y no soluble de manera que proporciona energía al cerebro y al cuerpo de manera duradera, muy indicado para la diabetes. Contiene una Fagomina que es un tipo de fibra que proporciona saciedad, siendo muy adecuada para problemas de obesidad y nerviosismo además de eliminar el colesterol y mantener los vasos sanguíneos elásticos y sin grasa. Es alto en antioxidantes, minerales como zinc, selenio, magnesio, potasio, fósforo y también rico en proteínas (tiene los 9 aminoácidos esenciales). Tiene un tiempo de cocción de 10′ o 12′ o se puede dejar el día de antes en remojo de manera que con poco estaría listo para consumir además de obtener mayor riqueza enzimática.

Anterior

Galletas de avena y albaricoque

Siguiente

Bizcocho de cacao, dátiles y cayena.

2 Comentarios

  1. Anónimo

    Siempre me sorprendes con tus platos Abel, eres un crack!!

¡voy al mercado!

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Creado con WordPress & Tema de Anders Norén

A %d blogueros les gusta esto: